happiness: only real when shared

 

van cinco argumentos cortos para ir corriendo a ver into the wild, de sean penn.

1.   desde las estaciones de la vida no se veía una película que celebrara de  manera tan desinhibida y hermosa la inmersión en la naturaleza como una búsqueda de verdad.

2.     pese a que  coquetea con la idea de convertirse en un hippiefest, y siento que perder una o dos canciones de eddie vedder hubiera ayudado a erradicar esos escarceos, la cinta nunca es cursi ni ingenua; por el contrario, plantea una ruta cósmica lógica y plausible: de nada sirve la búsqueda si no te reconcilia con el origen y el verdadero nombre de las cosas.

3.      hay un lirismo expansivo whitmaniano en la foto, pero sobre todo en una edición consciente de que el arrebato sólo funciona en un marco de ritmo y control, que vuelve obligatorio el disfrute de la cinta en pantalla grande.

 

4.      emile hirsch carga con el film, pero no hay papeles menores ni simples cameos en las cintas de sean penn. hasta un papel cuya exposición en pantalla no rebase los cinco minutos puede tornarse en la mejor actuación de toda una carrera. ya lo habíamos visto con mickey rourke en the pledge y lo volvemos a ver ahora con un muy cotorro vince vaughn, un calibradísimo william hurt (telúrico cuando camina devastado por la calle), un inolvidable hal holbrook y la introducción de kristen stewart, quizá la adolescente más sensual del planeta.

5.     happiness: only real when shared.

~ by mauroforever on April 19, 2008.

8 Responses to “happiness: only real when shared”

  1. Me parece una película maravillosa, y contando con que Sean Penn nunca me impresionó como realizador, esta fue una gran y grata sorpresa.

    Este tema de la conexión hombre-naturaleza siempre me ha fascinado, y la forma en que Penn lo presenta, con un tipo que [por lo menos en mi caso] se me hacía difícil simpatizar al principio, es un logro impresionante.

    No había pensado en la similaridad con Spring, Summer, Fall, Winter… and Spring hasta ahora, pero es muy cierto.

    Un saludo!

  2. era un tipo odioso, sí. ja ja. me parece que en ese sentido Hirsch lleva con mucho aplomo y frescura un rol en verdad difícil precisamente por su soberbia moral. penn, desde the pledge, me parece un realizador de alto vuelo. y acá sigue con temas oscuros de desgarramiento familiar que sería muy interesante explotar en caso de que ya tenga biógrafos investigando su historia personal.

  3. quizá tan odioso como el de grizzly man. aunque en este caso de “alexander supertramp” nunca hay una falsa noción de que el orden natural es noble y justo. acá hay una aceptación de tipo duro americano de que la naturaleza es cabrona y cruel en su belleza.

  4. Pues no la verá por falta de tiempo, una pena…

    Voy corriendo al post de Battle Royal!

  5. A mi Hirsh me parece buen actor desde que lo vi en Lords of dogtown, con una sensibilidad distinta pues sus papeles nunca son estruendosos como el de Paul Dano en There will be blood (quien es su coestelar en The girl next door) sin embargo puede que sea solo mi percepcion, que de igual manera siempre he preferido The Crossing Guard a The Pledge.

  6. La cinta es magnífica: se mueve en el filo de la navaja, celebrando y criticando el idealismo de Supertramp, su ingenuidad y su audacia, su tontería y su lucidez. Uno de los mejores filmes del año, creo yo.

  7. Hola, tomamos la recomendación que nos das para poder disfrutar mejor de este film de Penn. Saludos!

  8. Mi película favorita de todos los tiempos.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

 
%d bloggers like this: