amar y odiar a spidey

destrúyelo spidey!

una defensa de sam raimi ya no es necesaria a estas alturas: su promesa como director y escritor quedó demostrada desde los 80, las cuatro películas consecutivas que se chutó en la década siguiente —darkman, army of darkness, the quick and the dead y a simple plan— dejaron bien claro que se trataba de un ojo refinado y dispuesto a complacer al espectador con su vasta cultura visual, con un tacto más serio que el de tim “manías” burton. aún más, la adquisición de un high profile es acaso el mayor reconocimiento que le ha podido ofrendar hollywood mediante la serie de los spideys, por lo que podemos tener la garantía de que sam no morirá de hambre jamás, ahora que la tercera entrega rompió récord: 59 millones en su primer día.

esta muestra de gratitud fue también el mayor acierto de los productores para que el proyecto spiderman adquiriera una redondez que quizá ningún superhéroe ha logrado alcanzar en la pantalla. visto en retrospectiva parece que sam raimi, su hermano ivan, steve ditko y stan lee se pusieron de acuerdo para elaborar una cronología de la sexualidad de peter parker. la primera etapa podría considerarse de descubrimiento e inexperiencia, la segunda corresponde a la impotencia (¿recuerdan que hay un largo lapso en el que es incapaz de “escupir” telaraña?), la tercera conjuga dos términos que desde hace tiempo están en boga: egosexualidad y metrosexualidad. si nos molesta este nuevo espáider es por la misma razón que nos caga beckham.

burlón desde siempre, no es de extrañar que raimi haga una especie de parodia de la adolescencia contemporánea. habría que notar:

el largo y pesado conflicto de celos con m.j. éste tiene su punto más álgido en la charla del puente. el llanto burlesco de maguire es una sátira de altísimos vuelos. congruente con la actitud cínica de parker, funciona también como parodia extradiegética.

el constante juego de provocaciones con su amigo harry osborn, alias green goblin junior (las negritas no son caprichosas). lo que creímos que terminaría en venganza sangrienta (parker mató a green goblin senior), derivó naturalmente en una lucha de egos y, más específicamente, en un problema de faldas. la reconciliación final formaría parte de la feel-good moral de la historia.

el desorden rockstaresco en el que hace caer a peter parker. (paralelo moderno de liam gallagher, dice nuestro amigo ernesto). un largo tramo de la película está enfocado a mostrar cómo el héroe sufre transformaciones venenosas, las cuales culminan en madrazo canijo a mary jane (varios “ssss” aspirados sescucharon en la sala). ya es opinión común que la secuencia travoltesca caiga en un ridículo absoluto, pero si peter parker se caracteriza desde siempre por su escasa habilidad social –incluido el baile, rito de cortejo por default–, ¿podíamos esperar un comportamiento menos risible? la muestra más clara está en que termina como el perro de las dos tortas: sin gwen y sin m.j.

el flequito emo. raimi lo introduce con toda la maldad del planeta: frente al espejo, con sombras en los ojos, recién descubierto el lado oscuro de su personalidad. cabe notar que peter arranca con cachete y papada. ésto desaparece cuando el simbionte le hace saber que puede aspirar a mucho más que un héroe nerd que se duerme en sus laureles. la referencia última no es un movimiento urbano, sino, muy probablemente, la guerra de las galaxias y la involuntariamente triste historia de darth vader: como lucas es más mercadólogo que letrado no sabrá entender el chiste y no palidecerá de coraje.

la desmentida que le pone raimi a todos estos elementos parece apuntar hacia una reafirmación de tono, más que de personaje. aún así los coetáneos buscan desesperadamente el reconocimiento: mary jane fracasa en broadway para ser posteriormente opacada por parker en una escena/guiño al musical jazzero. eddie brock busca imponerse mañosamente dentro del competido mundo del fotoperiodismo para ser aceptado por la rubia más cotizada de nueva york: gwen stacy (bryce dallas howard, ya desde hace varios años encarrerada hacia el superestrellato. guapisisisisísima). harry “james dean” osborn, en un estira y afloje de su mente egoísta, busca tener el control psicológico del asunto: el chiste le dura namás un ratito. pero el personaje más querido, el que determina la moraleja más fecunda del film (la imparcialidad) es flint marko, alias el hombre de arena.

su primera aparición es desde ya una joya del melodrama: un rostro duro y miedoso, el ingreso fugitivo al departamento, la mirada que su hija le arrebata, la fotografía lucienfreudiana de la madre jorobada por la soledad mientras protege a su hija; y la salida por la ventana, dotan en menos de tres minutos al espectador de una paciencia y una simpatía por el villano de lo más genuino. cinematográficamente tiene el panning más extraordinario de la película (su reconfiguración a partir de las moléculas y los granitos de arena, metáfora súper eficaz del prófugo, de lo volátil de su personalidad). en última instancia logra sacarle las palabras más chingonas a parker (sensiblero y edificante, si se quiere ver así, pero no deleznable).

hablando de: el valor moralizante de la película es relativo si tomamos en cuenta el contrapeso que ejerce la violencia audiovisual (por sam conocida) y verbal (dan ganas de repetir el momento guionístico/actoral en que parker le dice a osborn que su padre, en realidad, jamás lo quiso). el patrioterismo tiene un contrapunto en lo fácil que se dejan engañar las masas, en su morbo siempre impaciente. una vez más el personaje de thomas haden church parece tener la última palabra sobre la imparcialidad en el relato.

si nada de lo que hemos dicho los convence (todo este choro no deja de ser una lectura), aún queda el resultado gráfico. 350 millones de dólares invertidos (la película más cara de la historia, sin contar otros 150 de marketing) no tienen pierde. acaso sandman es un exceso una vez convertido en gigante, acaso las trompadas se vuelven confusas, pero se trata de una película diseñada para las filas de adelante, para sentirse superado por la pantalla, como diría lou reed. que no les cuenten: este summer flick es, con toda seguridad, el mejor de la temporada.

(puntos extra: la cantidad de mujeres hermosas que se consiguieron para realzar la virilidad de parker. larga vida a raimi-man).

~ by gabriel lv on May 7, 2007.

25 Responses to “amar y odiar a spidey”

  1. Híjole. . . Sí y no.

    el flequito puede responder a la extremada ñoñez de Parker, si pensamos que el simbionte exacerba cualidades, pero el traje negro en sí debe anteponer al traje y al simbionte en sí, esto es, una creación de un nuevo Parker. Era más fácil y funcionaba mejor una barba de tres días, y notar que deja de ser el nerd de la clase para decir aH, no mames, ya no es TAN ñoño.

    Por otro lado, los momentos de sátira adolescentera rasultarían si en la actuación se viera un poder iterativo de la ironía, del elemento necio, y más que eso, sí creo que hay una búsqueda del elemento baratero y chilletas.

    Los momentos de Marko son fuertes (hay más licha interna en él que en Parker) pero aún así, una redención en un atormentado debe salir de él mismo y aquí le debemos la mitad de su final a Parker. No hay individualidad bien trabajada.

    LOs momentos de Jonah Jameson son, creo, los más agradables al ojo. Nomás no me creo las actuaciones del resto del elenco, bueno talvez de Stan Lee y de la tía May. Talvez el único momento decente en Parker es justo el que pones donde le dice a Harry que su papá nomás quería las cuentas del banco y no a él. Aunque bueno, la cara de hijo de puta cuando le revienta la bombita, pues sí le sale.

    Pero tienes que aceptar que el colmo de los colmos es la bandera, for God’s sake (the same God in which we trust)!!! Vaya que a los 300 le andaban sacando doble discurso para joder nomás y ve con las que nos salen. . . El eco al cómic del 9-11 sí, es evidente, pero baratón.

    Años de desarrollar el simbionte, ya tenía llagas sobre las llagas de esperar que se le trepara, para que así nomás se lo quitara en tristes no se cuantos segundos, si por cierto, desde cuando SpiderMan se va a la iglesia a meditar out of the blue, otros tiempos eran de Empire State, Chrysler, etc

    Se salva la Gwen y porque está bien reina.

    La humillación que le acomoda a Eric Forman (por cierto, que chafa que me lo sacaran de That 70’s show pa estas gracias) está a gusto, pero su muerte no es tan buena.

    En fin, larga vida a Raimi, pero c’mon. . .

  2. nota al pie

    es una lástima que crimewave (academia de locos le pusieron acá, quién sabe con qué esperanza; 1986), la segunda película de raimi, esté prácticamente olvidada. a él le parecía, y tal vez le parece, “indigna de rellenar un programa triple porno” pero la verdad es que hay en ella el germen de malabarismos técnicos que el propio raimi perfeccionaría después –vistos en darkman, the quick and the dead y spiderman– pero, significativamente, que también brotaron en los hermanos coen (raising arizona), danny de vito (véanse los platillos voladores de war of the roses) y, en fin, cuantos directores chingones o chapuceros durante los noventa se decidieron a lanzar la cámara por los aires, arrastrarla por el suelo o dejarla caer desde el piso veintitantos. sam raimi es pop, desmadroso, probablemente superficial. pero también, sólo después de scorsese, es el director gringo con la influencia técnica más profunda en el cine de su tiempo. (énfasis en técnica.)

    para leer, la transcripción del guión de crimewave. clic.

    para ver, el trailer de crimewave (aka the xyz murders). clic.

  3. 1. quizá era más fácil hacer lo de la barba, pero eso habría sido más apto para la segunda parte, en la que spider deja de funcionar por “impotencia” y cierto haraganismo. el simbionte se impone porque cala desde adentro del personaje, no?

    lo realmente cagado –y es aquí lo que queremos resaltar– es que no es un wey galán, sino bastante ridículo. tanto la secuencia del baile como la línea de celos con m.j. tiene un tono más burlesco (burlesque, pues) que nada. el problema, quizá, es que está tomado de un gusto más decimonónico, difícilmente nos identificamos con musicales y actos de acrobacia. más sobre el poco atractivo del musical hoy en día, acá.

    2. el elemento iterativo ahí está, buen yorch. se nota, sobre todo, en la actuación desigual de maguire. sabemos de su potencial en la madriza con goblinsito, ¿por qué entonces se la vive haciendo payasadas el resto de la película?

    habría que recordar otros momentos burlescos de raimi, como el gran western the quick and the dead. algo que sí es notorio en raimi es el sacrificio que ha hecho de su humor negro en pro de mayor complacencia al público.

    3. si la crítica es a la parcialidad del chisme, de lo tendencioso del crimen platicado, entonces la redención del atormentado tiene que ser forzosamente dialógica, ¿no crees? ésta se alcanza mediante la comprobación de versiones, lo cual queda de manifiesto en la última plática y desvanecimiento final de sandman.

    4. la bandera sí, mal, pero insisto en que tiene cierto contrapeso con lo alborotado del asunto, que no es difícil ver una crítica al morbo y al fanatismo en que cae la chusma por ver a spider –¿apoco tú dejarías que los niños estuvieran a 100 metros de tan tremenda madriza? ¡ellos sí!

    5. jameson no está mal. los gags no me hicieron reír mucho, algo gastado, pero no está mal.

    6. hay errores en la película: ritmo desigual, resoluciones un poco apresuradas, lugares comunes (cuando le pide ayuda a goblin junior, por ejemplo), gags no muy eficaces, pero todo eso queda en segundo plano ante la comedia tan aguda que desarrollaron. uno sale con la impresión de haber visto una película de altibajos, pero eso habla más de un fallo de producción que de un narrador ineficaz, cosa que no es raimi-man.

    sonetero tiene razón: es el segundo director más influyente de 30 años paracá. cuesta reconocerlo, pero no hay hijos bastardos como 300 sin darkman, ¡así que más respeto con sammy!

  4. No sabía que Raimi despreciara tanto Crimewave. Peor para él porque es una de sus cintas más divertidas y, como bien dices, técnicamente fascinante. Recuerdo, además, que presume un montaje contrastante, imaginativo.
    En cuanto a Spiderman 3, creo que es la más floja de la trilogía (que será tetralogía, por lo menos…), pero mucho más interesante que el palomazo promedio. El problema -guardando las distancias históricas y pidiendo disculpas por una comparación tan herética- es el mismo de Coppola con su Padrino III. La tercera parte de los Corleone no es en sí una basura, pero si la comparamos con el díptico del 72/74, parece un pegoste innecesario. Algo similar, creo, pasa con Spiderman 3. Para mí, el final romántico/griffithiano de Spiderman 2 era (casi) perfecto. Así que continuar la historia era arriegado: era muy fácil fallar y muy dificil mejorar el relato. Raimi no lo mejoró -Venom es un villano desdibujado, que aparece al final como para llenar un trámite, por dar un ejemplo- pero tampoco la tercera parte de Spidey es un completo desperdicio. Está la belleza de Miss Howard -despampanante-, las expertas gracejadas de Simmons, el apantallante nacimiento de Sandman y el homenaje/parodia del Buddy Love de Jerry Lewis por parte de un Peter Parker desatado.
    Por lo demás, Spiderman 3 me molestó 300 veces menos que el churrazo belicoso/fascista homónimo de Snyder. Y me quedé corto haciendo los cálculos.

  5. diezmartinez:

    venom es un personaje apresurado, no malo ni burocrático, sólo apresurado. la escena de la iglesia es una coincidencia forzada, pero súper bien resuelta (cuando brock reza para que spider muera llevaron la crítica de la competitividad infantiloide a un extremo muy cabrón).

    la herejía no está en comparar a spider con los padrinos (a fin de cuentas el padrino iii le saca como 25 años a la segunda parte), sino a spider con 300.

    saludos.

  6. Sí, tienes razón: colocar a Snyder junto a Raimi, en la misma oración, no se vale. No es herejía: es mal gusto.

  7. Bueno, más que a la kinética estilo Evil Dead/ Crimewave, me gustaría ver el regreso de Raimi a la onda grave de A Simple Plan, que me parece uno de sus puntos más altos. Y sorry, la tercera del Godfather sí es una mierda (todavía tengo pesadillas con eso del “they keep pullin’ me back in”

  8. Por cierto, recuerdo que hace mucho la Film Comment sacó una guía alfabética de referencias para entender a los hermanos Coen. En ella se afirma que si los Coen se hubieran dedicado a dirigir cada uno por su lado, probablemente hubieran sido gemelos idénticos de Sam Raimi. En ese sentido, A Simple Plan es el doppelganger de Fargo.

  9. Mal gusto será pues. . . La diferencia de budgets es de casi 300 millólares. . .

  10. coincido en el repudio de la tercera parte del padrino. el they pull me back in se salva, si acaso, por las imitaciones de silvio en la primera temporada de los soprano. ¿y qué tal la escena de las escaleras después de la ópera? de risa loca. si alguien no se acuerda: clic.

    aquel número de la film comment dice también que el ojo volador de evil dead II es lo que los coen hubieran hecho si fueran hombres de acción y no de “ideas”. es un buen artículo ese y le vendría muy bien una puesta al día. (salió cuando acababa de estrenarse barton fink, creo.)

  11. ah, olvidé linkear. the flying eyeball:

  12. pero la diferencia de budgets no tiene nada que ver con el mal gusto, ¿o sí george?

    ayer mismo comentábamos que la segunda película más cara de la historia (ahora después de spider 3) es cleopatra. el gasto, si se hacen los ajustes de inflación, equivale a unos 250 millones de ahora. 250 millones de dólares para hacer la película más — (introduce el adjetivo que te plazca) de la historia! (snyder requirió de menos: un genio de la economía del mal gusto, jeje).

  13. Siempre posteos acertados, un placer leer este blog!

  14. Bueno, bueno… ¿Una mierda El Padrino III? No es para tanto. Es una cinta quebrada, hecha casi a fuerzas por Coppola para ver si recuperaba algo del poder perdido, con personajes innecesarios (el hijo cura de Tom Hagen) y otros que se sienten forzadísimos (Talia Shire convertida en Doña Vito Corleone). Y… sin embargo, yo la sigo salvando de la quema por una escena memorable -a veces una escena es suficiente para salvar en mi memoria una cinta fallida como El Padrino III-. Me refiero a la escena de la confesión que hace Michael al futuro Papa en los jardines del Vaticano. La escena está hecha como nadie la hubiera pensado: nunca vemos el rostro de Pacino mientras habla (sólo su hombro, parte de su espalda) sino el de Ralf Vallone mientras escucha la confesión. Los diálogos son una suerte de macabra letanía (“maté a mi hermano, maté al hijo de mi padre…”) y todo el asunto está resuelto con un dramatismo seco, alejado de las inclinaciones operíticas del Coppola más desatado. Es un momento, creo yo, de auténtico genio. Sólo por eso -bueno, y por la presencia de Elli Wallach y todas las escenas de la grilla vaticana/vaticueva- El padrino III no es una mierda… Digo, para mí. La que sí es, por cierto, es Jack (1996), con Robin Williams… Esa sí no tiene una escena que la salve. O no la recuerdo en todo caso.
    Y, por otra parte, gastar más o menos dinero para hacer algo como 300 es irrelevante.

    Saludos

  15. En lo personal, aunque Spiderman 3 no califica como bodrio, tampoco hace mucho por ganarse la categoría de entretenida.
    Me pareció una película excesivamente larga, con secuencias totalmente innecesarias y otras que francamente bordean la ridiculez (como aquella del baile a lo travolta de Parker).
    Aunque contar tantas historias simultáneas requería de un buen metraje de cinta, me parece que algo de tijera digital y elipsis literaria pudo haber mejorado el resultado.

  16. Estoy de acuerdo globalmente. Es filme es una parodia y escena tras escena cae en clichés. Y como toda en parodia, se requiere caer en el ridiculo, tal y como sucede en la escena del bar. Al mirar la escena aisladamente, esta me parece muy bien lograda. Claro, su pertinencia en la pelicula radica en exagerar lo inimaginable (Alguién pensaba ver a Spidey bailando en plena pelicula? Respuesta: NO). Escena ridicula, si. Pero es exactamente esto lo que la hace particularmente buena.

  17. nelson:

    el cine de raimi es, casi en su totalidad, una especie de divertimento multirreferencial, de gran cultura y astucia, como apuntamos en el texto y en los comentarios. ¿no crees que sería un retroceso grave (impensable, en realidad) que sus recursos estuvieran enfocados a crear una escena malhecha, ridícula, sin ningún tipo de discurso detrás?

    el argumento de eduardo me parece justo, aquello de lo inimaginable en un personaje que de por sí choca bastante por lo predecible de su comportamiento.

    bienvenidos.

  18. ¿Por qué comparar a Raimi con Burton? Noooo. Es como comparar a Deep con Maguire, no sé, como que viven en mundos diferentes. Aunque el spider dark es distinto al batman adulto de keaton.

  19. Diezmartinez
    Me encantaría concordar con lo de El Padrino 3, pero no, ni con esa secuencia se salva de la fealdad de Sofia Coppola, los clérigos mafiosos de caricatura, la sustitución de Duvall por el insulso Hamilton en el papel del consiglieri Hagen, y la súbita bipolaridad de Michael, que pasa del brillante understatement de las primeras 2 al Pacino on coke style of acting de la 3. Más que una versión anciana de Michael, por moemntos su rol en El Padrino 3 parece una versión anciana de Tony Montana. Sí es muy mala, sin ninguna conexión orgánica con las otras dos (vaya, si necesitaba lana, hubiera preferido verlo dirigir una de James Bond a comprometer así su magna obara).

  20. Sofía sí es fea, Duvall no quiso participar por cuestión de dinero (algo similar pasó con Richard Castellano/Clemenza en la segunda parte, aunque en el caso de él se negó a participar porque exigió él mismo escribir sus diálogos y Coppola lo mandó a volar. Sin embargo, no se extraña su ausencia porque Pentangelli, su sustituto, es extraordinario, y porque Coppola tuvo todo el poder y talento para hacer lo que quiso y lo hizo bien). En cuanto a la actuación de Pacino, de acuerdo: nada que ver con las dos primeras cintas ni con su trabajo en Donnie Brasco, mucho más sobrio que su último Michael o sus caricatuas de Demoño maléfico o esa sobreactuación patética de ciegito bailarín.
    Peeeero… Yo sigo rescatando El Padrino III por esa escena que mencioné. Pero bueno, si no estamos de acuerdo en eso, Mauricio, estaremos segurmaente en otra cosa.

  21. Sin duda Diezmartinez. Pos echemos tragos todos ¿no? Ja ja. Cheers! P.D. Sí es fea Sofia, pero vaya que se redimió con Lost in Translation.

  22. Hola!

    Gracias por visitar mi blog. Tú visitame que yo te seguire visitando.

    En cuanto a Spidey, la 1 y la 2 se me hacen geniales pero está no me convenció del todo. En principio porque creo que son demasiadas historias para meter en dos horas y media de metraje. Todas estas historias están resultas muy torpemente y la cinta
    no fluye como debería. Hubiera preferido que se hubieran
    quedado solo con un villano nadmas y lo desarrollaran mejor.

    Eso sí, las escenas de acción son espectaculares y las disfrute mucho. Me encanto Venom sobretodo.

    Saludos!

  23. Qué grandilocuencia para referirse a una película tan mala!

    Todo estaría bien si no se tratara de Spiderman.

    En fin, un saludo.

  24. Ya vi Spiderman 3. Buenísima. El desmadre del Parker dark/emo es el mejor rato pop que me paso en el cine desde el desmadre de la llegada a Japón de The Bride al ritmo del tema del Avispón Verde en Kill Bill.

  25. Tanto Spidey 3 como 300 apestan! jejeje. Pero no coincido con Diezmartinez en que el mensaje político de 300 es fascistoide/belicoso. La ideología en tal film está demasiado aguada. ¿Quiénes son los gringos? ¿Los espartanos? ¿Los persas? Pura mamonería visual sin NADA, pero NADA de fondo.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

 
%d bloggers like this: