300

lo sentimos acá en cinéc pero, contrarios a la opinión generalizada de que 300 no tiene madre, preferimos hacernos los raritos y destruirla:

dejemos a un lado la lectura política. no es difícil establecer un paralelo persas-árabes terroristas, incluso sin ver la película. es incluso gratuito. lo que no es gratuito es, por ejemplo, que los persas sean los misóginos (“¿desde cuándo permiten que las mujeres intervengan en conversaciones de hombres?”), la constante repetición de la palabra “libertad” en los discursos de leónidas (al menos unas 5 veces), la “magia” de los persas (o “cobardes bombas”, en un glosario modernizado), y algunos detalles ahora se nos escapan. pero no nos metamos en lo político.

zack, tirate a un barranco

dejemos también a un lado la caracterización tan básica de la película: los buenos son lindos, amigables, están buenísimos y siempre mantienen la unidad. los malos son orcos, enmascarados, desordenados, horribles y hasta monstruosos. los buenos respetan a sus parejas, guardan amuletos, están destinados a jugar un rol específico en la sociedad. los malos no: en la intimidad de su corte arman bacanales entre despojos humanos, relaciones lésbicas (lugar: cinemark cna. imagen: dos mujeres besándose cachondamente, voltean a la cámara y descubrimos quemaduras en sus rostros. en la sala se escucha “ay, qué horror”). los buenos son democráticos, los malos tienen esclavos. el líder bueno es valiente, posee una persuasión natural. el líder de los malos es andrógino (ay qué horror), despilfarrador, corrupto y sostiene su imagen como una falsa religión. los buenos pierden, pero dejan un legado. los malos ganan, aunque pierden mucho. pero bueno, no nos fijemos en eso.

lo que realmente nos prende acá es la dirección de zack snyder: cinéfilo de ocasión, recurre a sus abrumadoramente torpes pannings de oldboy, a sus frenéticos cambios de tiempo a-la-matrix, a la topografía más nefasta de su peter jackson. épica al fin, tampoco puede zafarse de la película que motivó el regreso del mundo clásico al cine: gladiador, pero con un heroísmo que creen que te chupas el dedo –tautológico, poco motivante (“yo no sigo a ese pinche leónidas”). los primeros 10 minutos bastan para comprobar lo que decimos: fíjense en la cogida de leónidas y gorgo, al más puro estilacho de cinema golden choice, con una luna como de remi al fondo, con cortes pederos que no funcionarían ni con un puberto con acné (¿o sí?)… vaya, ni los velos blancos perdonó el gran zack.

curioso: los espartanos, profetas de la libertad, apilan cadáveres de neonatos por no ser aptos para la guerra y la sociedad, con un maquiavelismo cool de nazi-punk. nuestro amigo gabriel nos dijo “es que piensan en su cómoda libertad occidental”. y sí, la verdad sí.

(sólo nos gustaron dos detalles: la forma en que leónidas anticipa su muerte –“un mensaje sin palabras”– y el cuadro en que muere: cenital, entre quién-sabe-cuántos cadáveres, como un cristo redentor. eso dice ya bastante).

(pero ¡ay nanita! prepárense, porque zack prepara destrozar watchmen).

~ by gabriel lv on April 5, 2007.

21 Responses to “300”

  1. Excelente reseña.

    Definitivamente el gran de error de la película es tener al imbécil de Zack Snyder como director. Pobre tipejo, arruinó tan buen material fuente con su visión fílmica del tipo “Whoa, that’s so cool, dude!”. Pinche geek.

    Es asqueroso también el final, por tanta pinche cursilería, como sacado de una versión pirata de Gladiador o Braveheart. Qué asco.

    Luna de Remi, jajajajaja. Jajajajajajajajaja = D

    Yo fui uno de los pocos que dijo que su remake de Romero, apestaba en serio, y casi me linchan. Ahora somos de los pocos en decir que 300 es puro ruido y nada de nueces.

    Me gusta su pose de disidentes, yo también la tomo! VIVA LA DISIDENCIA!!!!! = )

    Saludos.

  2. (sólo nos gustaron dos detalles: la forma en que leónidas anticipa su muerte –”un mensaje sin palabras”– y el cuadro en que muere: cenital, entre quién-sabe-cuántos cadáveres, como un cristo redentor. eso dice ya bastante).

    No le entendieron… daaaah, ¿entre cuantos cadáveres? 300 Para ser exactos.

  3. No, no fueron 300 puesto que hubo sobrevivientes.

  4. ash, no la he visto.
    pero que buena critica.

  5. bueno, con suerte la complejísima watchmen es indestructible. y si no lo es (lo más probable), seguro hallará en gabriel noestoyborracho su apologista!

  6. Jajajajaja.

    ::::::::::::::

    Qué miedo. Fui el visitante no. 1,666. Brrr…

  7. nomás por eso, querido paxton, ya te ganaste una de nuestras codiciadas suscripciones anuales a cinécdoque, efectiva a partir de hoy y hasta el 6 de abril del 2008.

    felicidades!

  8. Pues, gracias! jajaja.

  9. Buuu…Nunca entendieron 300

  10. Exactamente, qué hay que entender? Películas más vacuas y banales que 300 serían un insulto.

  11. Me llama la atención que todos se quejen de lo mierda que está 300 -por algo será, me imagino, no la he visto-, pero a la vez sea el punto de referencia común que todos comparten y del que todosquieren discutir. Digo, éste es el post con más participación de la página. Todos somos responsables del mismo crimen. Ojalá pusieran este entusiasmo para, digamos, el post de LEOLO.

  12. […] acá en cinécdoque hallamos un excelente antídoto contra el mal sabor de la mano pesada de zack snyder y sus 300: se trata de su polo opuesto, el hombre de la cámara de dziga vertov, una obra que combina la […]

  13. ¿Quién es LEOLO? Y pues 300 genera controversia por ser cine pop. Tan sencillo como eso.

  14. Wow. ¡Gracias por ilustrarme Paxton!

  15. acá puedes ver el post de léolo

  16. Qué onda con el sarcasmo? WTF?!

  17. Todo mundo mama 300 porque es de Miller, una obra menor de Miller que conocían como cinco vatos antes de que la hicieran película y que nadie tomaba en cuenta al momento de repasar los grande momentos del autor. De ningún modo es tan chingona como Sin City, ni como Ronin, ni como Year One, ni como Dark Knight Returns, ni como Daredevil.
    A la fecha Miller nos demuestra que se da sus espacios para cagarla, la prueba: All Star Batman & Robin que escribe él y dibuja Jim Lee.
    Estoy con Moore, abajo la adaptación cinematográfica de Watchmen.

  18. La reseña es entretenida. Algunos comentarios, en cambio, sólo reafirman el conocido refrán:

    “El ojo inocente es ciego.”

    …y no me refiero a Andrea. *Sigh*

  19. Contribuyo a la masividad de este post. Me agrego a la pila de cadáveres. Ensayo un camino un poco más sinuoso, sigo el hilo de sangre.
    En general, es cierto: una mierda de película o una película de mierda. No habló en imágenes ni con desprecio. Apelo a una dialéctica rigurosa. El arte del cine transformado en “estilicemos la barbarie”, siendo esta operación, por sí misma, una operación bárbara de la cultura. La venimos viendo hace rato: invención romántica que el cine de superproducción, con la tecnología digital, elevó a fórmula, especialmente en la épica.
    El resultado en este caso es curioso: los estilizados espartanos (estilizados incluso con respecto a la más burda representación de Frank Miller en su comic, que hace de los lacedemonios tipos fornidos, rudos, con las bolas colgando, y no esculturas de gym gay) dan neonazismo berreta, caricaturesco, sublime de pacotilla, de poster ochentista, con música “pesada” de fondo.
    Pero allí se puede ver, justamente, un pequeño escándalo ideológico y quizás lo más interesante del “planteo” de 300. Allí: en que desembozadamente los héroes se representen como nazis.
    Hollywood hace tiempo que opta, para publicitar la patria yanqui, por el color gris, la violencia enmascarada, la relativización de los contrarios, la ironía. En su tendencia a la alegoría política, el cine yanqui, en especial el épico, había dejado el maniqueísmo de la guerra fría suplantándolo por un relativismo bienpensante, ucyo único axioma era el derecho a la vida del otro, la libertad en el sentido del respeto de las diferencias en democracia. Es raro, pues, ver en 300 el discurso de la libertad democrática encarnado sin crítica por una corporación guerrillera. Todos amantes de la pureza, todos heterosexuales de pecho pulido (sic), todos ultrataigetistas… Los espartanos de 300 están más cerca de la imagen que se propaga de los musulmanes: fundamentalistas, gente entrenada desde su ingreso al mundo para entregar su vida por Alá, sin vacilaciones.
    Veo en esto una hibridación, un overlapping de sentidos, y lo veo reforzado por el uso de esa batería de lugares comunes que Cinécdoque recordó tan bien.
    Si se lee el film en su totalidad, habrá que recordar que se trata del relato de un sobreviviente. Esto supone que el relato lleva la marca de un interés, interés ideológico, nacionalista, etc., en medio de una campaña militar.
    ¿No es incómodo, siguiendo la alegoría política, aceptar que esta banda de nazis funda con su violencia intransigente y su martirio de videoclip la victoria de la mayoría griega, del imperio mundial, de la confederación chanqui?
    Me lo pregunto, porque no he visto aparecer esta incomodidad en las críticas del film.

  20. No había entrado a este sitio hasta ahora. Felicitaciones por el rigor y el buen humor, una combinación no muy común que digamos. En efecto, 300 es lo que hubiera hecho la Riefenstahl en su peor día de filmación (y le hago un favor a Snyder con esto). Supongo que soy otro de los “raritos” a los que le pareció nefasto este churrazo, tanto estética como ideológicamente. Se queda uno con la sensación que si le hubieran quitado los efectos Matrix la cinta hubiera durado media hora menos.

    Saludos

    Ernesto Diezmartinez

  21. gracias, ernesto. bienvenido.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

 
%d bloggers like this: